Voy a nacer: lo siento

_embri_0cf7cd0c

 

Aún no tengo nombre, y espero no tenerlo nunca, porque al cuerpo humano al que pertenezco le parece realmente terrible que nazca y que mi vida sea un cúmulo de miradas furtivas, de sonrisas compasivas, de actitudes resignadas.

Sí, soy un feto viable: si nazco podré respirar, comer, dormir, llorar…  Mis padres me aceptarán, como no, pero destrozaré sus vidas porque verán que no puedo valerme. Temblarán pensando qué será de mí cuando ellos envejezcan o mueran.

Pero ahora la ley dice que debo nacer, que toda mi familia debe sacrificar su vida por la mía.

Sólo soy una parte más del cuerpo de mi madre, pero a ella le han quitado el derecho sobre mí. ¿Te imaginas que le prohibieran quitarse el apéndice cuando enferma?

Las religiones hacen mucho daño en este mundo, porque quieren dominar la naturaleza basándose en premisas propias, dictadas por hombres que murieron hace muchos siglos o que incluso es posible que nunca hayan existido.

Todo esto es una locura. Sé que voy a nacer por imperativo legal y lo siento.

 

 

Anuncios

~ por kalicom en 26 diciembre 2013.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: