MERSIDA, LA HECHICERA DE FRANCO

•18 junio 2016 • Dejar un comentario

Lavando fangos en Internet me he encontrado con una historia ciertamente curiosa: Francisco Franco, aquel militar que se sublevó contra la República Española en 1936 y creó un régimen dictatorial de corte fascista que presidió hasta 1975, se asesoraba de brujas, videntes y monjas a la hora de tomar sus grandes decisiones políticas, militares y personales.

Parece ser que la cosa ya empezó en la guerra de Marruecos, durante la cual el “cruzado de occidente” frecuentaba a una enigmática mujer con fama de hechicera llamada Mersida, que vivía al sur del Atlas. Al parecer se trataba de una mujer rubia de ojos claros (algo frecuente entre los rifeños) a la que el joven consultaba sobre decisiones militares, así como sobre su entorno social, para saber en quién podía y en quién no podía confiar.

índice

A la derecha una foto de la hechicera Mersida

Mientras el “elegido por la benevolencia de Dios” mostraba a los españoles un rostro de hombre entregado a la nación y al catolicismo, enemigo de la masonería, el comunismo y el sionismo, lo cierto es que se rodeaba de una guardia mora siguiendo creencias protectoras relacionadas con principios religiosos islámicos, por más que le gustara aparecer en público bajo palio o que lo consideraran un nuevo cruzado.

Su prestigio militar se forja precisamente en la guerra de Marruecos, y no precisamente por su capacidad para la estrategia si no por el arrojo con el que planteaba sus operaciones y la suerte que siempre tuvo en ellas, lo que forjó entre sus enemigos la idea de que era un hombre que tenía “baraka”, es decir, que estaba protegido por fuerzas superiores, por la suerte divina.

Aquello llevaría a este gallego de mente compleja a considerarse un auténtico elegido. Por eso conservó a su guardia mora, hombres convencidos de que su jefe estaba tocado por la providencia y al que jamás traicionarían ni permitirían que sufriera daño. Un viejo miembro de aquella guardia mora, ahora retirado, recuerda que él dormía en el suelo, a la puerta del dormitorio de Franco, “para que Paquito estuviera seguro”.

Francisco Franco 14 Comandante

Franco en Marruecos en su época de comandante

Lo cierto es aquel cadete canijo, de voz atiplada, que llevaba un pequeño fusil hecho a medida y era objeto de las burlas de sus compañeros, llegó a ser el general más joven de Europa. ¿Influyeron en ello sus visitas a la hechicera Mersida, de la que sabemos que su auténtico nombre era Mercedes Roca y que era hija de un oficial francés y una mujer bereber? Lo que sí parece es que Mersida asesoró al dictador sobre la marcha de la guerra y sobre su relación con las personas de su entorno, aunque no sabemos en qué medida él actuó  siguiendo sus consejos y opiniones. Cuando Franco llegó al poder, Mersida desapareció. En investigaciones posteriores se encontró un documento en el que figuraba una referencia sobre que esta mujer estaba “bajo la protección directa de F.F.B.”. ¿La escondía en algún lugar secreto para consultarla en exclusiva?

Tras la máscara de férreo catolicismo inamovible que Franco trató de mostrar a todos, se sabe, por ejemplo, que intentó ingresar en la masonería y fue rechazado, lo que le hirió profundamente y le llevó a perseguir de por vida a aquella institución. Se habla igualmente de los símbolos esotéricos que introdujo en el megalómano proyecto de El Valle de los Caídos; y qué decir de sus extrañas operaciones de búsqueda por España del Santo Grial junto a los nazis de Hitler, o su conocida afición por las reliquias de santos y los talismanes protectores.

Se habla también en diversas fuentes de un curandero sefardita tangerino llamado Corintio Haza, cabalista judío conocido por Franco desde su época de joven oficial, que le habría augurado que era el elegido para capitanear una sublevación militar en África. Se dice que fue precisamente Haza quien eligió como talismán de triunfo para el general el “Víctor”, un símbolo derivado de un crismón del Bajo Imperio Romano que también usaron las universidades desde el siglo XIV como emblema conmemorativo de quienes obtenían el título de doctor. Es curioso que las diversas partes del “Víctor” tengan una interpretación relacionada con la alquimia, la astrología y la masonería.

De hecho, la investigadora Lilith Alcántara sostiene en un trabajo dedicado a Franco y el ocultismo publicado en 1990: “ En el “Víctor” de Franco figura la Tau o energía para seguir el camino de Dios; el martillo del poderoso dios pagano Thor; el círculo como símbolo solar de Poder o Mando Real; dos cruces de protección; la Luna, como fecundación de la Obra y el signo de Saturno como señor de la Vida y de la Muerte”.

discurso

En el desfile de la victoria, el amuleto de Franco, el “Victor” presidía el frontal de su tribuna

Y para rizar más el rizo, terminaré haciendo mención a un comentario de los investigadores Silvia Nieto y José Hermida sobre la localización del Valle de los Caídos, obra arquitectónica cumbre del dictador: “Los extremos son equidistantes a la cima del monte Abantos. El Valle de los Caídos se encuentra en relación topológica directa con el Escorial. Franco había descubierto una fuente de energía en el extremo opuesto a donde se sitúan las fuerzas demoníacas. A esa fuerza se entregaría después de su muerte.” Quizá no sea casual que el sitio en el que actualmente está emplazado el santuario del Valle de los Caídos, antes se llamara la “Boca del Infierno”.

En realidad, los primeros bocetos del Valle de los Caídos presentados por el arquitecto Luis Moya, el Vizconde de Uzqueta y el escultor Manuel Laviada, proponían la construcción de una gran pirámide hueca de tamaño similar o superior a la de Keops. Finalmente, Franco, aunque ilusionado con la idea, prefirió no construirla.

piramide

Boceto inicial del Valle de los Caídos

¿Estaría todo esto relacionado con una sociedad secreta creada por la extrema derecha francesa, encabezada el mariscal Pètain, simpatizante de la Alemania Nazi y de la “cruzada española”?

Y Francisco no sería el único miembro de la familia implicado en sociedades secretas. Su hermano Ramón, conocido como “el masón”,

pertenecía a la masonería española y francesa, concretamente a la Concordia de Madrid y posteriormente a la logia Plus Ultra (nombre que llevaba el avión con el que realizó el primer vuelo Norte-Sur por el Atlántico).

Otro de su hermanos, Nicolás, apodado “el brujo”, fue presidente de los rotarios de Valencia, una asociación masónica orientada a la mejora empresarial.

No sé hasta que punto Franco tenía una lado oculto que se alimentaba de la magia y el esoterismo, pero seguramente su recalcitrante pragmatismo le debió de alejar de todo lo que no pudiera ser atado y bien atado.

Anuncios

LIBÉRATE DEL PARLOTEO DE TU MENTE

•21 diciembre 2015 • Dejar un comentario

Comentaba en mi entrada anterior que el problema de la “Cultura” humana es que se basa en el principio de considerar que “los demás son algo distinto de mí”, y que dicho principio es la olla en la que se cuecen todas las desgracias, complejos, carencias, ruindades y defectos en general, que impiden que esta vida sea satisfactoria, feliz y plena.

Nos pasamos los días mendigando estima, reconocimiento, seguridad o amor cuando dentro de cada uno de nosotros, de todos nosotros, está la piedra filosofal que puede transformar la oscuridad en luz mostrándonos la auténtica naturaleza de las cosas más allá de su nombre o su forma.

maxresdefault

Estoy hablando de una conexión “espiritual” con todo lo que existe y que supone el final del sufrimiento. Estoy hablando de la Vida en su sentido más abierto y no sólo como algo trascendente sino también como algo que lo impregna profundamente todo y cuya esencia es indestructible. Es tu verdadero Ser, tu auténtica naturaleza, y si consigues conocerlo entrarás en contacto con tu identidad más profunda.

¿Y eso cómo se consigue? Pues no es tan sencillo. Para empezar tienes que aprender a silenciar tu mente, manteniéndola en el “ahora”. No trates de imaginarte lo que es el Ser o la Vida porque y si tratas de crearte una imagen mental de ellos desvirtuarás el proceso y hasta puede que acabes creándote un “dios” con ciertas características… Y no se trata de eso. La vida, o el Ser, es tu propia esencia, tu conciencia del “yo soy”, que es anterior a cualquier otra elaboración mental.

Acallar el ruido interior no resulta fácil, pero si no lo logramos seremos incapaces que alcanzar esa quietud interior que es inseparable del Ser. El ruido de nuestra mente, contaminado de recuerdos, previsiones, ansiedades y frustraciones nos sumerge en un mundo fragmentado y doloroso.

La unicidad, la quietud y el estado de paz es nuestra meta. Algunas creencias lo definen como Iluminación, lámalo como quieras, el caso es que es una gran liberación, un estado mental en el que prescindimos del sufrimiento que nos produce el pensamiento.

El parloteo insufrible de tu mente se interpone entre tú y tú mismo, entre tú y los demás, entre tú y la naturaleza; crea la falsa impresión de que tú y el otro estáis separados y te impide percibir la unidad y el equilibrio.

Debes aprender a usar tu mente, no dejar que sea ella la que te manipule. Tú no eres tu mente, tu mente es una herramienta a tu disposición.

Tienes que prender a observar la mente… ¿Para qué?… para que te des cuenta de que tú no eres esa mente que te esclaviza. Cuando aprendas a observar al tú pensador, se activará un nivel de conciencia superior que te hará entrar en una realidad en la que hay un amplio dominio que está más allá del pensamiento y comprenderás que el pensamiento es sólo una pequeña parte de la inteligencia. Cuando hayas llegado a ese punto verás que las cosas verdaderamente importantes como el amor, la belleza, la creatividad, la alegría y la paz interior surgen más allá de esa mente pensadora que vive en el ayer y el mañana.

11514513O-0.jpg

OBSERVAR AL PENSADOR

Las personas, las personas normales, “oímos voces” constantemente; son los procesos de pensamiento involuntarios que te perturban ya sea en forma de monólogo o de diálogo.

Cuántas veces te habrás encontrado por la calle gente, sobre todo personas mayores, que van hablando o susurrando consigo mismas. Pues es lo mismo que haces tú, pero tú no lo haces en voz alta. Esa voz interior no se corta y comenta, especula, exige, reprocha, compara, juzga y se queja. Hay cosas que le parecen bien y otras que le parece mal. Tu voz interior puede estar manejando recuerdos del pasado o proyectando cosas para el futuro. Si piensa que algo va mal, tú acabas con una preocupación; si no sabe cómo va a hacer algo mañana, te provoca ansiedad… La voz está en tu mente condicionada, que es el resultado de tu pasado y del contexto social en el que te has criado. Tu mente puede convertirse en un torturador que te produce dolor, infelicidad e incluso enfermedades físicas y mentales.

Pero lo bueno es que tú puedes “liberarte” de tu mente y “observar” esa voz que hay en tu cabeza, prestando una atención especial a esos pensamientos repetitivos que llevan años machacándote. Eso es “observar al pensador”.

Escucha tu voz interior imparcialmente, sin conversar con ella, sin juzgar, sin aplaudir ni condenar lo que oyes para evitar que te arrastre. La meta es que llegues a distinguir que la voz está allí y tú estás aquí, que eres un observador. Ese observador es tu auténtico .

Naturalmente, para llegar a convertirte en un “testigo” de tus pensamientos, tienes que practicar hasta situarte en un nivel superior de conciencia. Pero es bueno que sepas que cuando eres testigo de la acción de tu mente, los pensamientos pierden su poder sobre ti porque ya no absorbes la energía negativa que producen.

Este estado de “no-mente”, de observador, al principio sólo te durará unos momentos o a lo sumo unos minutos y volverás al torbellino del ayer-mañana, pero poco a poco, perseverando, alargarás tus estancias en tu auténtico Ser y sentirás la alegría que eso produce.

ojos

No es un trance, ni una falta de conciencia, de vitalidad o de alerta, más bien todo lo contrario. En el estado de identificación mental estarás más alerta, más despierto, más presente, más consciente. Lo que probablemente sientas es un mayor desprendimiento y generosidad hacia todo lo que te rodea [no debes confundirlo con indiferencia] porque serás más tú y al mismo tiempo serás mucho más que tú.

Cuando observas al pensador estás dirigiendo tu atención al “ahora” y ello te permitirá tener una conciencia más intensa del presente, que es algo muy satisfactorio.

¿Cuándo puedes convertirte en observador? Aprovecha momentos de actividad rutinaria; por ejemplo, cuando te estás duchando. Trata de ser intensamente consciente de lo que estás haciendo, presta mucha atención a cada detalle, a cada movimiento, a cada variación del sonido, a la sensación del agua y de su temperatura, a las reacciones de tu piel, a los aromas del champú y del gel, a tu respiración, a la temperatura ambiente, al tacto de la toalla… Irás notando una intensa sensación de presencia.

¿Cómo sabrás que lo has hecho bien? Porque sentirás un cierto grado de paz en tu interior, una paz que se crea cuando has logrado liberarte, siquiera un instante, de tu mente pensadora.

En la medida en la que aprendas a no identificarte con tu mente pensadora irás dando pasos hacia la Iluminación y tu conciencia se fortalecerá.

Si un día te descubres sonriendo a la voz que resuena en tu cabeza es porque has conseguido tomártela menos en serio y entonces sabrás que tu identidad ya no depende de ella.

HAY TANTO QUE APRENDER DE UNO MISMO

•13 diciembre 2015 • Dejar un comentario

¿Te has preguntado alguna vez en qué nivel está el desarrollo de la humanidad? Yo tengo la sensación de que aún está muy verde.

Sólo necesitas fijarte en nuestra escasa madurez espiritual [ojo, que no hablo de religiones], en nuestra raquítica capacidad para amar a los demás, nuestra pobre vitalidad, la conciencia estereotipada que tenemos de nosotros mismos, la corta intuición de la que hacemos gala, la limitada capacidad de percepción y de comunicación que nos distancia de la realidad.

Y, claro, para evolucionar, para mejorar, lo primero que tenemos que hacer es aceptar que esta es la realidad, que estamos solos, a demasiada distancia los unos de los otros, a demasiada distancia del resto de los animales y de las plantas… A demasiada distancia de nuestro mundo.

El problema de la “Cultura” humana es que se basa en el principio de “los demás son algo distinto de mí”, y esa es la raíz de todos los problemas, de la envidia, de la guerra, de la delincuencia, del egoísmo, del deseo de tener poder, de dominar, de superar, de destruir.

Esta cultura nuestra se basa además en lo que puede ser percibido por los sentidos. Lo que está fuera de eso simplemente “no existe, no es real”. Consecuentemente sólo se acepta la realidad física perceptible y se desechan las dimensiones no físicas. El problema de este patrón cultural es que sus axiomas entran en contradicción con los materiales de trabajo que ya están empleando algunos científicos, los que están desarrollando la física cuántica, que maneja modelos multidimensionales.

14cdde69-1d98-4fee-b11c-430f28942550

Como ejemplo mencionaré el experimento llevado a cabo en 1982 por el físico experimental Alain Aspect en la universidad de Paris, que descubrió que partículas subatómicas como los electrones, en determinadas condiciones se comunicaban “instantáneamente” entre sí, sin importar la distancia a la que se encontrasen. Esto sin duda contradijo la teoría de Einstein de que es imposible comunicarse a velocidades más altas que la de la luz, y abrió un nuevo portal a la investigación científica. Lo que nos dice Aspect con este experimento es que no se puede tener una visión “local” del universo cuando se está tratando con partículas subatómicas, y que la información cuántica puede transferirse instantáneamente de una parte a otra de ese universo. ¿Todo un cambio verdad?

DÉJATE VIVIR EL PRESENTE

Esta nueva percepción de la realidad nos está evidenciando que debemos evolucionar nuestra visión de nosotros mismos, de los demás y del conjunto de la vida. La física cuántica nos abre la puerta a una nueva relación con la realidad, tanto la interna como la circundante.

Nuestra mente, que históricamente está lastrada por el tiempo, se aferra obstinada a las experiencias del pasado y, en función de ellas, predice incansablemente lo que está por venir; en ese estado de parloteo mental continuo difícilmente encontramos un momento de sosiego para disfrutar el momento presente, donde nada fue y nada será, donde las cosas simplemente “son”.

Al contrario de lo que se nos ha dicho siempre, no somos mejores porque tengamos más capacidad para pensar, para analizar, para proyectar [aunque ello sea lo que nos distingue de los animales]. Lo realmente importante es que seamos capaces de reconectar con nuestro Ser esencial y expresarnos en nuestro mundo físico presente, quitándonos de encima los errores del pasado y las incertidumbres del mañana.

Tenemos que cambiar nuestra vida cargada de miserias y crear una civilización en la que los valores no dejen espacio a los miedos.

miradamanos

¿Le ves algún sentido a vivir machacado por la ansiedad, por la depresión y la falta de autoestima? ¿Te parece normal que la vida consista en luchar constantemente contra todo y contra todos? Además, piensa: si no te gusta tu “Yo”, lo que estás haciendo es enjuiciarlo, por lo tanto el que está actuando es “otro Yo”, un YO superior que asume el papel de juez. Ahí lo tienes, ese es tu YO auténtico. El otro, el que sufre, el que añora, el que odia, el que desprecia, teme y se siente culpable y vacío es una ficción mental que no eres tú, es algo que puedes “observar”. Tienes que conseguir que tu mente deje de hacer ruido para escuchar sólo el maravilloso silencio de la tranquilidad y la paz interior.

Para conocer tu auténtico YO es fundamental que, poco a poco, vayas identificando cómo es tu yo falso. Y para eso no hace falta que seas un iniciado ni un iluminado y da igual quién seas y dónde estés. La clave, insisto, está en “observar” porque eso te da la perspectiva necesaria para liberarte de ese yo atrapado por las cadenas del tiempo. Eso te permitirá mantener el estado de conciencia en tu vida cotidiana, en el presente, en el ahora. En realidad en eso consiste la llamada “meditación”.

Como es natural, este cambio de conciencia requiere profundidad de pensamiento para ir recuperando verdades olvidadas pero que siempre han estado en ti.

No busques verdades ahí fuera, simplemente profundiza porque no tendrás mejor fuente que tu interior, que en su momento te dirá: “Esta es la verdad”.

Todo lo que te entristezca, todo lo que te acobarde, te infunda temor o te genere arrepentimiento o ansiedad está en tu yo pequeñito, en ese que vive en el pasado y el futuro. Tu YO grande está por encima de él y vive en el ahora, que no se alimenta del dolor ni de la angustia.

“EL PAÍS” YA NO ME QUIERE

•8 enero 2015 • Dejar un comentario

En la primavera de 1976, cuando se fundó el diario El País, yo estaba a punto de terminar mis estudios de periodismo. Recuerdo que lo acogí con ilusión, con esperanza y con mis mejores y mayores deseos de éxito. Con el paso de los años, aquel periódico se convertiría para mí en un símbolo, en un reducto de honestidad y buen periodismo.

Dos años más tarde, los españoles recibimos un segundo regalo: la Constitución democrática, que prometía reconciliación, ética y buen gobierno en una España que, aparentemente, deseaba superar el inciso franquista.

Pero la historia de estos últimos casi cuarenta años no ha hecho más que distanciar las líneas de la gráfica: la política ha sido secuestrada por un número excesivo de corruptos que sólo obedecen a su enriquecimiento personal y a sus ambiciones de poder, y El País se ha visto progresivamente arrinconado por un panorama informativo en el que los medios que no están con el sistema son fagocitados y reeducados al más puro estilo maoísta.

Pero “mi País” ha aguantado muchas tormentas perfectas y muchas puñaladas financieras sin renunciar a una razonable objetividad, sin venderse a los mercaderes. Hoy, sólo este rotativo, la Sexta TV y CUATRO se salvan de la quema. Bien es cierto que la línea editorial de El País ha flaqueado en los últimos meses, coincidiendo con la llegada a la dirección de Antonio Caño, un hombre de la casa de toda la vida cuyo corazón está más cerca de los conservadores del PP que de los neoliberales derechizados del PSOE y a un mundo de los renovadores de PODEMOS.

Caño no es precisamente un líder natural para el sector progresista de la redacción: en su momento mostró una posición claramente favorable a las tesis bélicas de Bush en Oriente Medio, ha defendido la afinidad del Grupo Prisa con el Santander y con Liberty (los fondos buitre norteamericanos) que están financiando la inmensa deuda de PRISA. Sin olvidar también la circunstancia de que él, que fuera corresponsal del medio en Washington, defendió sin ambages la postura de la empresa durante el ERE de 2012 que planteaba cargarse a un tercio de los periodistas de la plantilla.

A pesar de esta derechización política y económica de “mi País” le he seguido siendo fiel, en el entendimiento de que, a pesar de los pesares, era el único periódico que merecía entrar en mi casa, porque los demás me provocan una deprimente sensación de desinformación.

Como comprenderéis, este idilio periodístico de tantos años tenía que acabar en algo serio, así que le juré fidelidad y me hice suscriptor; una decisión que tenía más que ver con el corazón que con cuestiones económicas. Y así hemos convivido casi una década: él me mandaba sus tiques diarios y yo los canjeaba por noticias, opiniones y previsiones.

 

EL MUNDO

 

Todo fue bien hasta el pasado septiembre, mes en el que a Prisa le entra la modernez y decide cambiar los cuadernillos de tiques canjeables por una tarjeta de plástico. ¡Que error, que inmenso error! Desde ese momento el primer periódico de España, el periódico de la Democracia, el periódico progresista de mis amores no da pie con bola porque las dichosas tarjetas NO FUNCIONAN.

Será la mía” aventuré al principio, pero luego el quiosquero me confirmaba que “La verdad es que a nadie le funciona bien”.

Luego vino el desencuentro, las llamadas de reproche, las infidelidades: “Les mandamos otra tarjeta”… Y la tarjeta no llegó. Nueva agarrada. “De momento les enviamos un taco de tiques y en enero la tarjeta nueva”. Pero ya estamos en 2015 y ni tarjeta ni tiques. Llamada iracunda. “El lunes sin falta”. Esperas infructuosas. Mentira sobre mentira. El lunes tampoco. Ni el martes. Ni el miércoles. Falsas promesas. Me siento engañado, traicionado… ¡Ya no me quiere!

Era tan fácil tenerme contento… Ya había aceptado que cojeara por la derecha, había asumido que no era perfecta, pero yo la quería. Y ahora esto.

Creo que no me lo merezco.

En un ataque de rabia, quizá de celos, me he comprado El Mundo… Pero, como dice Chiquito “No puido, no puido”. No hay nada como el primer amor, aunque ya no me quiera.

 

Los números de 2014

•31 diciembre 2014 • Dejar un comentario

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2014 de este blog.

Aquí hay un extracto:

La sala de conciertos de la Ópera de Sydney contiene 2.700 personas. Este blog ha sido visto cerca de 26.000 veces en 2014. Si fuera un concierto en el Sydney Opera House, se se necesitarían alrededor de 10 presentaciones con entradas agotadas para que todos lo vean.

Haz click para ver el reporte completo.

¿Cachorrito o perro mayor?

•21 diciembre 2014 • 3 comentarios

PERROS SENIOR

 

Los cachorritos de perro han sido creados por la naturaleza para despertar nuestro instinto maternal, nuestra ternura. Cuando los vemos nos apetece cogerlos en brazos, mimarlos, achucharlos y besuquearlos. Mandamos su foto a nuestros amigos, les hablamos como si fueran bebés humanos… ¡Es fantástico!

Pero la crianza de un cachorro no es un camino de rosas. Hay que estar atento a las infecciones, para las que aún no está bien protegido. Te pasas el día limpiando sus cacas y pises por la casa porque no está listo para controlarlas en el espacio y en el tiempo. Hay que enseñarle todas y cada una de las rutinas que va a exigir su correcta integración en la familia. Es posible también que encuentre divertido destrozar algún mueble, un zapato o un cojín, porque le duelen los dientes y no sabe cómo evitarlo…

Y cuando el cachorro va creciendo es como tener un loquillo en casa que corretea incansable y sin tener muy claras las reglas del juego. Llegado un momento pensarás: “A ver si te haces mayor y te vuelves más tranquilo”.

Por eso hay ya mucha gente que en estos últimos años está eligiendo una opción más tranquila, más equilibrada: adoptar a un perro mayor.

El perro viejo tiene muchísimas ventajas porque ya está domesticado y no es necesario pasar por la complicada etapa de enseñarle modales correctos y corregir sus defectos de temperamento.

Los perros mayores raramente mosdisquearán tus muebles o el ajuar de tu casa porque ya han superado la etapa del crecimiento de los dientes.

Su cerebro ya está maduro y entienden mejor las peticiones y necesidades de los humanos, con lo que aprenden más rápido las nuevas rutinas que requieras de él. Entienden perfectamente el significado de la palabra “no” y eso facilita enormemente su adaptación a tu hogar y su incorporación a la familia.

Además, los perros ancianos son normalmente mucho más sociables porque han aprendido qué tienen que hacer para resultar agradables y ser aceptados en la “manada” de los humanos.

Un perro mayor, sobre todo si ha pasado momentos difíciles en su vida, sabe apreciar y agradecer mejor el cariño que recibe, y tiene una gran facilidad para dar amor a los de casa. Sin duda son conscientes de que están viviendo una segunda oportunidad y lo agradecen.

Así como en el caso de los cachorritos no sabes muy bien si será un perro agresivo o tranquilo, miedoso o cariñoso, con un perro viejo lo que ves es lo que hay, tanto en tamaño y aspecto como en carácter.

El perro mayor es un incondicional que siempre estará listo para acompañarte en cualquier actividad o juego porque para él su felicidad es la tuya. Y si lo que necesitas es tiempo libre para ti, el perro viejo no exige una atención constante como el cachorro.

A todo ello puedes añadir que convivir con un perro mayor te permite dormir mejor porque, a diferencia de los cachorros, ellos ya están acostumbrados a los horarios humanos y no necesitan comer o salir a hacer sus cosas durante la noche.

Entonces, ¿cachorrito o perro viejo? Pues depende de lo que busquemos en esa relación y de nuestras propias circunstancias personales. En ocasiones vienen visitantes a la protectora en la que colaboro que quieren adoptar a un cachorrito de raza pequeña y resulta que tienen setenta un ochenta años. Y en mi opinión es un error, porque ese perro puede vivir muchos años y quizá llegue un momento en el que esas persona mayor no esté en condiciones físicas y mentales de cuidarlo.

Adoptar a un perro es un acto de mucha responsabilidad en el que hay que considerar todas las circunstancia de nuestra vida: edad, espacio, capacidad económica, disponibilidad de tiempo, estado de salud, fuerza física, opinión de los otros miembros de la familia, posibilidades de cambios en la propia vida en el futuro que condicionen la convivencia con el perro…

Si deseas un nuevo amor en tu vida, ¿por qué no adoptas un perrito viejo?… Nunca te arrepentirás de haberlo hecho.

¡DEJAD DE MENTIR!

•13 diciembre 2014 • 2 comentarios

En estos últimos meses me ha tocado escuchar y leer muchos comentarios hirientes sobre la formación política PODEMOS y sobre su líder, Pablo Iglesias. Con el paso de los días lo que empezó siendo coña despreciativa (el tío de la coleta), se ha ido convirtiendo en preocupación y la preocupación ha dado paso al pánico.

Desde el epicentro de la casta se ha extendido la consigna de acoso y derribo, de desprestigio a toda costa, mintiendo si es necesario, porque los españoles leen poco y si resulta que sólo leen lo malo ahí queda la simiente.

La prensa afín ha servido a su señor con entrega, rebuscando en el pasado y en el presente de todas las figuras que representan a PODEMOS. Nada ha quedado sin exponer, ningún muerto en el armario. Y lo cierto es que, salvo sembrar alguna duda, nada han logrado porque nada había que lograr.

Con una pertinacia que recuerda a un Gobierno de otra época insistiendo en la autoría de ETA cuando estaba cantado que los atentados eran obra de islamistas, llevamos meses escuchando la serenata de Venezuela y sus vinculaciones inconfesables con Pablo Iglesias y su gente. Y cuando no son los bolivarianos, son los iraníes, y cuando no…

Cientos de periodistas, políticos y tertulianos llevan meses pululando con el ventilador en una mano y el cubo de la mierda en la otra, con la crispación y el temblor en la barbilla de quien teme perder sus privilegios.

portada-democracia-real-ya-madrid-1

 

Mientras un Rajoy que vive en el mundo de los Teletubbies asegura que España va bien, mientras el país se desmorona, y un Ignacio González asegura que el problema de los niños madrileños es que están cebones y no hambrientos, PODEMOS sigue haciendo caja de simpatizantes, porque la gente no es idiota y desea poner su confianza en políticos que entiendan sus problemas y que estén dispuestos a solucionarlos y a mejorar su calidad de vida.

En el informe de Metroscopia del seis de diciembre se refleja que, a la pregunta de “¿Quién tiene las ideas claras para superar la crisis económica?, PODEMOS se sitúa en cabeza con un 37% de los votos. Recalcando en temas de confianza, cuando la encuesta inquiere sobre ¿Cuál es el único partido en el que se puede confiar?, de nuevo PODEMOS se sitúa en cabeza con un 22%.

En cuanto a Pablo Iglesias, el grado de aprobación lo sitúa en el segundo puesto detrás del Rey Felipe VI, cayendo Rajoy a la novena plaza.

Informa hoy El País, otro diario que está siendo sutilmente fagocitado por la casta, que PODEMOS ha publicado en su portal de transparencia que sus ingresos totales ascienden a 1,01 millones de euros. De ese capital, el 82,4% (865.885,9 €) proviene de casi 10.000 ciudadanos que han hecho donaciones o se han acogido al método del micromecenazgo o crowdfunding. A esto hay que añadir los 112.439 euros que cobró PODEMOS por los gastos generados para las europeas y los 72.885 provenientes de su mercadotecnia.

Desde luego entre los donantes periódicos no vais a encontrar grandes fortunas, banqueros, inversores ni gente de la jet; se trata de personas normales, ilusionadas con un cambio del sistema y cuya media de aportación es de 9,38 € al mes.

Hoy PODEMOS es la formación política que más y mejor conecta con las inquietudes de la calle porque ha salido de la calle, porque ha nacido de la decepción y el desencanto generados por los partidos históricos.

Señores acosadores pagados por la casta, las mentiras repetidas muchas veces no se convierten en verdad. Por poner sólo un ejemplo, todos habréis leído u oído que Pablo Iglesias gana un pastón y encima va presumiendo de honesto. Veamos las cuentas reales:

Iglesias cobra al mes, en calidad de eurodiputado, 8.020 € brutos. De ellos paga 1.761 en concepto de impuesto comunitario y dona 4.000 € a su formación y a su programa de televisión “La Tuerka”. Con ello, su salario neto queda en 2.249 €.

Ahora los lacayos del sistema pueden seguir con sus falacias, con su veneno, pero esto es lo que hay.

Seguid asegurando que se forra, pero es falso. De hecho, desde que Pablo Iglesias anunció que concurriría a las primarias del partido para aspirar al Europarlamento, no ha vuelto a cobrar por las tertulias a las que ha acudido.

1349584083_420012_1349613487_noticia_normal

¿Alguien puede asegurar que nunca habrá un corrupto en PODEMOS? Por supuesto que no, pero si el partido implanta la limitación de salarios, la reducción de plazos de permanencia en la política y la eliminación de las puertas giratorias, los sinvergüenzas se irán a medrar a otro lado.

El sistema actual obedece a exigencias superiores en la sombra, o mejor diría en la penumbra, donde se mueven los grandes financieros, las Iglesias, la banca internacional y las multinacionales. A sus órdenes están los políticos, obedientes y sumisos, que hace mucho que perdieron su conciencia social, que carecen de sensibilidad, de piedad y de empatía. Ellos han sabido crear un entramado de necesidades con el que maniatar al pueblo. Pero la gente, está llegando al límite de su paciencia.

Ya nadie cree en vuestras mentiras, aunque las elaboréis con “profesionalidad periodística”, empleando televisiones, periódicos, radios y sitios en Internet.

El pueblo no se va a callar en las urnas, y allí no tendréis la posibilidad de ponernos multas, de llevarnos a la cárcel o de pegarnos una paliza. El tiempo de la luz, de la verdad y la solidaridad ya está acerca.